lunes, 14 de febrero de 2011

Peligro en la sauna

Estoy con Patri.
Cogidos de la mano.
Vamos a entrar en una sauna de aguas termales.
Unos masajes.
Para relajarnos.
Rollo japonés...





















Cuando entramos descubrimos que hay un montón de parejas.
Desnudas en el agua.

Patri y yo descubrimos que alguien nos ha tendido una trampa.
No se trata de una velada íntima de relajación.
Alguien nos ha apuntado a una fiesta de intercambio de parejas.

A partir de este descubrimiento no recuerdo que en el agua haya chicas.
Aunque sean feas, viejas y salidas...
No hay chicas.
Es como una noche de sábado en el Magic: un tremendo campo de nabos.

Y resulta todos los tíos van muy salidos.
Quieren hacérselos conmigo a lo loco.
Me asusto.
Quiero largarme de allí.
Pero no sé por qué razón no puedo.

Cuando la cosa no podía ser más horrible descubro a dos de los personajes públicos que nunca debí ver desnudos en mis sueños.
Van muy salidos.
Tan salidos como los personajes de A Serbian Film o la tremenda Shivers.

¿De quién hablo?

De Custo Dalmau.














Y de Ferrán Adrià.
















Custo y Ferrán me inmovilizan.
Estoy perdido.
Grito pidiendo ayuda.
Pero miro a mi alrededor y ya no hay nadie.
Patri ha desaparecido.

Va a ser una carnicería.

Efectivamente se trata, una noche más, de una horrible pesadilla...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada